El gobierno que exige al ciudadano cumplir la ley...

diletante
diletante
... Se muestra cómplice y condescendiente con los poderosos que la vulneran.

Sr Rubalcaba: Si usted permite que los “indignados” acampen en la Puerta del Sol e infrinjan la ley. Si usted mismo y/o sus adláteres le dan el soplo a la banda terrorista que nos asesina en este país para que no sean apresados por la policía, ¿por qué tengo yo que pagar una multa de tráfico por pasarme unos kilómetros de la velocidad que ustedes han establecido con un absoluto, despótico y bastardo afán recaudador?

Ustedes solo se ensañan con el ciudadano indefenso; con los que les conviene a sus planes y “a su jugada” y con aquellos a los que temen, se hacen de mieles o se bajan los pantalones. Los nacionalistas catalanes y no solo ellos sino los mismos compinches de su partido, los del PSC, se rebelan contra una sentencia (bastante miedosa, por cierto) del TSJC. Una ministra de su propio gobierno LLAMA A LA INSURRECCION Y LA DESOBEDIENCIA contra dicha sentencia.

Si ustedes consienten que se haga esto, si usted y sus secuaces transgreden la ley cuando les da la puta gana ¿Por qué me obligan a mí a cumplirla? ¿porque cuando me descuido por un momento y no lo hago, arrojan sobre mi todo su rigor y su peso? ¿Porque yo con el mismo derecho, no puedo declararme insumiso contra ustedes? ¿Existe mayor ejemplo de dictadura que obligar a otro a acatar la ley cuando el que nos está obligando a cumplirla, la quebranta y la desprecia?

Si yo llamo a la rebelión usando del mismo derecho que la propia ministra de ese infausto gobierno y no pago esa multa de tráfico terminare embargado y destruido por la maquinaria de la justicia. Si no pago, si no obedezco si me declaro insumiso como hacen ustedes, ustedes irán a por mí sin piedad.

El señor Pera Navarro catalán y socialista del PSC, ese ventajista que SÍ se salta los limites de trafico que a nosotros nos exige, ese jeta trincón que quiere incluso confiscarnos los coches si él considera que hemos pecado; con toda seguridad es y ejerce también de insumiso contra la ley del TSJC como su colega la ministra, este hipócrita transgresor de la ley, como toda la cofradía socialista en general y el PSOE catalán en particular, me obliga a mí a callar y pagar, bajo pena de embargo o cárcel si no cumplo su sentencia.